Vox Populi GTO

Vox Populi Guanajuato

Tigres de papel
Blogs Portada Tigres de Papel

Las tablas de la ley

Por Francisco Javier Mares

AMLO descendió hasta el Salón de la Tesorería del Palacio Nacional y entregó a los gobernadores el ‘Decálogo para combatir la Violencia’.

Esta vez, el gobernador Diego Sinhue Rodríguez, sí asistió al Consejo Nacional de Seguridad. Se encontró ahí al Secretario federal, Alfonso Durazo, ‘némesis’ de Guanajuato en turno. Estuvieron 31 gobernadores -solo faltó Miguel Barbosa, de Puebla y además morenista.

El presidente de la República leyó para ellos ‘Las tablas de la ley’:

I.- No se permitirá la corrupción en las instituciones encargadas de la seguridad pública. Cero corrupción.

II.- Establecer límites entre autoridades y delincuencia, evitar las complicidades y que no gobierne la delincuencia.

III.- Trabajar de manera coordinada entre los tres niveles de Gobierno.

IV.- Mejorar el desempeño de policías municipales y estatales, ampliar el número de elementos e invertir en capacitación.

V.- Que se garanticen los derechos humanos, evitar la tortura, desapariciones, masacres y actitudes autoritarias.

VI.- No olvidar las causas que originan la inseguridad y la violencia.

VII.- Poner en el centro la demanda de seguridad, atender el problema diariamente.

VIII.- Fortalecer a la Guardia Nacional.

IX.- Mejorar las condiciones salariales de los policías y de todos los empleados de seguridad pública.

X.- Alentar las iniciativas de los organismos autónomos, como la Fiscalía.

AMLO llamó a los gobernadores a ser perseverantes. A la atención directa de las más altas autoridades. A no delegar el problema de la inseguridad y de la violencia.

Acaso pocas ideas, pero fijas, Alfonso Durazo, les pidió “no lavarse las manos” y urgió a la colaboración: “le atoramos juntos o fracasamos todos por separado. Nadie debe sustraerse a la tarea que le corresponde”.  

Le respondió el presidente de la Conago, Francisco Domínguez, del PAN, gobernador de Querétaro. Que la seguridad de todos los mexicanos no se ‘partidice’ ni sea objeto de ‘mezquindades’. Que sea el útimo llamado que hacemos al respeto a las soberanías que representamos.

El gober Diego Sinhue Rodríguez escribiría más tarde en Twitter: “La seguridad es una prioridad para todos y un compromiso de @gobiernogto. Seguiremos participando en reuniones que sumen a las acciones y estrategias para obtener resultados. Hoy, en la reunión del Consejo Nacional de Seguridad firmamos el “Decálogo para combatir la Violencia”.

Lejos del bíblico ‘Beso de Judas’, nadie sabe si al menos hubo abrazo (de Acatempan) Así siguen…

S.O.S. ESTUDIANTES

Algo muy muy grave ocurre en los planteles de educación media superior y superior, públicos y privados y, ante la reiteración, las autoridades académicas y de gobierno ofrecen apenas ‘soluciones’ de coyuntura.

Las alertas están en todos lados. En Uriangato, el suicidio consecutivo de dos muchachos estudiantes del CBTIS 217, el primero el 28 de noviembre, en la víspera del fin de cursos y el otro un par de semanas después. Uno, estudiante del tercero de Mecánica y el segundo del mismo nivel en Administración de Recursos Humanos.

Los directivos del CBTIS se apresuran a exponer que “de inmediato” implementaron un plan de acciones para saber qué pasó y anticipar. Lo bueno, es que distribuyeron a los padres de familia trípticos que informan de cómo prevenir el suicidio.

Respecto a la Universidad de Guanajuato, los dos casos más recientes son de agosto de 2017 y de junio de 2018.

En el primero, una estudiante de la división de Artes Visuales de la UG se arrojó desde la azotea al interior del edificio central de la Universidad. La joven habría ingresado al edificio pasadas las 9 de la noche, se siguió hasta la azotea del inmueble. Dijo que iría al Observatorio.

En el segundo caso, un estudiante de la Universidad de Guanajuato, con nacionalidad colombiana, se ahorcó en un camino de terracería rumbo a Marfil. Por supuesto, la Universidad de Guanajuato lamentó profundamente el fallecimiento del alumno…

En los días recientes, la muerte de la univesitaria Ana Daniela Vega a manos de su exnovio, llevó al paro a los estudiantes del campus central y en las sedes de la UG en los municipios; a una disculpa pública del gobierno estatal y de la propia universidad; a la aceptación de un pliego petitorio de mayor seguridad y freno al acoso; al cese de profesores y hasta a la reacción de los alcaldes involucrados.

Es el caso de Héctor Germán René López Santillana, repetidor en el Ayuntamiento de León, que ya mandó a instalar un poste de ‘enlace ciudadano’, en cada uno de los campus en San Carlos y el Fórum Cultural, y en las prepas oficiales de San Miguel y la Zona Centro. El punto es que a sus gendarmes no los caracteriza la reacción pronta a los ‘botones de pánico.’

Es nota nacional el ‘paro activo’ de los alumnos del ITAM, a raíz del sucidio de la estudiante Fernanda Michau Gantus, quien se habría quitado la vida debido a presiones académicas.

Se dispararon las acusaciones y las exigencias. Los estudiantes presentaron un pliego petitorio de 10 puntos en los que destaca la obligación de sus directivos de garantizar una estrategia de atención en temas de salud mental, integral y accesible para la comunidad estudiantil.  A ver hasta cuándo.

LA JAULA

Maletas en mano, los diputados de Guanajuato aprobaron aumentos al predial, al alumbrado público y al agua potable, enseguida ¡Se fueron a la playa!

Correspondencia: tigresdepapel001@gmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.